¿Qué es un informe pericial?

Tras el acontecimiento de un accidente o incidente, de la índole que fuere, es necesario un informe pericial, que no es más que un documento en el cual se exponen detalladamente los hechos y acontecimientos en un caso determinado.

Este informe, también denominado dictamen pericial, (aunque no es exactamente lo mismo) es un trabajo redactado por un técnico experto en la materia o perito y se emplea como un medio de prueba e información de habitual en disputas entre particulares o como uso en los tribunales de justicia para que el juez pueda realizar su veredicto.

Para estos casos aplica la participación de un perito judicial, figura que está estipulada en las leyes españolas, entre ellas, la Ley de Enjuiciamiento Criminal y la ley de Enjuiciamiento Civil.

Es por ello que pueden existir distintos tipos de informes periciales dependiendo del ámbito profesional en el que se requiera, es decir, son necesarios en el sector inmobiliario, en los seguros, económicos, etc… inclusive, una autopsia se considera como un informe pericial forense.

 

¿Para qué es necesario un informe pericial?

El informe pericial tiene como finalidad la documentación de las causas que han motivado la ocurrencia de daños y es necesario en cualquier caso que amerite la valoración de un juez o profesional.

En cualquier modelo de informe de este tipo que se deba presentar sobre un caso ante un juez, deberá llevar una descripción detallada y muy minuciosa de la materia en cuestión, como pueden ser daños que han ocurrido, los que hayan sido ocasionados por terceros y los costes que este implique.

Asimismo, puede contar con una propuesta para que se puedan llevar a cabo las posibles soluciones para enmendar los referidos daños ocasionados.

La entrega del informe pericial está condicionada a cuando las partes que se enfrentan, no han sido capaces de llegar a un acuerdo o los abogados que representan a dichas partes, no han acordado un pacto, aunque también se puede utilizar en una negociación como prueba para razonar unas pretensiones solicitadas que pueden ser el comienzo de un próximo acuerdo sin necesidad de llegar a un pleito.

En caso de que no haya acuerdo y dependiendo de el tipo de informe, el consentimiento del perito y con aquello que requiera adaptarlo en forma y contenido para la causa, lo aportarán al juicio para que el juez, en base a los informes, tome una decisión y realice su veredicto en el caso que los acoja.

 

Tipos de Informe Pericial

Existen varios tipos de informes periciales que solicitan las partes cuando hay casos que lo ameriten. Entre estos informes destacan los referidos a asuntos inmobiliarios, indemnizaciones de cualquier índole, sobre empresas,  tasación,  asuntos médicos, para deudas y ventas de bienes, etc.

Partes de un informe pericial

El informe pericial debe contener la siguiente información:

  • Información completa del perito. Incluir nombres, apellidos, numero asignado como perito ejerciente y/o sello, firma del perito y fecha.
  • Persona natural o cualquier entidad que realizará la redacción del procedimiento y del informe final.
  • Persona natural o entidad que realiza la solicitud del informe pericial.
  • Objeto de la pericia: el contenido sobre el cual debe ser el informe, es decir, el motivo por el que es necesario.
  • Descripción de los acontecimientos: se describen los hechos, qué han ocurrido, cómo ha ocurrido y cuándo ha ocurrido, además de las operaciones que se han practicado, es decir, los procedimientos ejecutados, su base teórica y metodología.
  • Documentos u otras pruebas: el perito debe incluir obligatoriamente otros datos pertinentes para contribuir a una decisión más acertada sobre la investigación.
  • Resumen o conclusiones: en este último apartado se hace referencia a los resultados obtenidos; el perito debe exponer sus conclusiones sobre la base de un análisis imparcial adaptado a la solicitud realizada por la parte interesada.

El informe pericial debe presentarse por escrito, con una redacción sencilla, breve, clara, contundente y puede ser respaldado con fotos, documentos u otros materiales que sirvan para presentar las consideraciones del perito.

Como este documento representa un medio de prueba, debe contar con las garantías de calidad propias de la comunidad científica, es decir, el perito especializado debe demostrar la aplicación de su conocimiento matemático y/o científico o de otra índole, en el caso que lo asista.